- Publicidad -

Santo Domingo- El excandidato presidencial del Partido Revolucionario Moderno, Luís Abinader, expresó que al arribar al 174 aniversario de la Independencia Nacional aún “la gran mayoría del pueblo padece los rigores de la pobreza, precariedad y difíciles condiciones de vida”.

Abinader declaró que “la mayor y única recompensa” a que aspiró Juan Pablo Duarte, de ver a los dominicanos “libres, felices, independientes y tranquilos”, continúa siendo un proyecto por el que deben continuar trabajando las mujeres y los hombres de buena voluntad.

En ese sentido Abinader citó el mensaje emitido recientemente por los obispos dominicanos, también con motivo de la Independencia, en el que claman para el pueblo por“dignidad humana, libertad, igualdad, el imperio de la ley, justicia, solidaridad, convivencia fraterna, bienestar social, equilibrio ecológico, progreso, paz y unidad de la nación”.

El economista y dirigente político agregó que las condiciones de vida “a que Duarte aspiró para nuestro pueblo, por las que claman nuestros obispos 174 años después de la Independencia, es una tarea pendiente en la que debemos continuar trabajando día a día y sin desmayo”.

Abinader afirma su “profunda convicción” de que existen grandes potencialidades para hacer de la República Dominicana un país desarrollado, que asegure bienestar y protección a todo su pueblo, para lo cual sólo requiere de dirigentes capaces de colocar los intereses de la Nación por encima de los propios, y los de grupos particulares.

Expresó en ese sentido que para hacer realidad la aspiración del padre fundador, Juan Pablo Duarte, es necesario impulsar un nuevo proyecto de nación, inspirado además en el pensamiento de los restauradores, encabezados por Gregorio Luperón, y por tantos otros hombres y mujeres para los que la patria ha sido lucha, entrega y sacrificio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here