- Publicidad -

OHANNESBURGO.- EFE- La cifra de muertos por una explosión de gas ocurrida a comienzos de este mes en una mina de carbón abandonada en el este de Sudáfrica aumentó hoy a dieciocho, tras recuperarse trece cadáveres que se encontraban atrapados, informaron fuentes policiales.

Aunque inicialmente se habían contabilizado cinco víctimas mortales, se estimaba que en total había alrededor de una veintena de personas atrapadas bajo tierra por culpa de la explosión.

El balance de muertos podría incrementarse, ya que continúan las tareas en la zona.

Todas las víctimas del suceso, ocurrido en una explotación llamada Gloria Coal Mine (a unos 170 kilómetros al este de Johannesburgo), formaban parte de un grupo que “entró el domingo 3 de febrero a la mina, con la supuesta intención de robar cables de cobre”, confirmó hoy la Policía sudafricana en un comunicado.

La investigación determinó que, después de que se produjera la explosión de gas, otro grupo de personas intentó entrar en el yacimiento para rescatar a los que se habían quedado atrapados y acabaron sufriendo la misma suerte, si bien dos lograron escapar del lugar, aunque heridos.

Uno de ellos murió en el hospital poco después y los equipos de emergencia consiguieron recuperar cuatro cadáveres en aquellas fechas.

La falta de oxígeno en el interior de la mina complicaba tanto la posible supervivencia de los atrapados como las tareas de rescate.

La explotación pertenecía al controvertido clan de los Gupta, una familia de empresarios de origen indio que está implicada en numerosos escándalos de corrupción en Sudáfrica, y había cesado su actividad en el segundo semestre de 2018. EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here