- Publicidad -

Santo Domingo- La Gestora Cultural, Verónica Sención, con los auspicios del Hodelpa Nicolás de Ovando, celebró la LIX tertulia del “Café Literario”, en homenaje a Casandra Damirón, cantante, bailarina y folclorista dominicana, en conmemoración por el centenario de su nacimiento.

Verónica Sención al dar las palabras de bienvenida agradeció el respaldo de la administración de Hodelpa Nicolás de Ovando, en las personas de su Gerente General, Sr. Alvar Ojeda y el señor Carlos Frías, Gerente de Ventas.

De igual manera agradeció a los patrocinadores que hacen posible estas tertulias con su respaldo, Banco Popular Dominicano, Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), Pinturas Tropical, Corporación Estatal de Radio y Televisión CERTV, Café Santo Domingo, Ron Barceló, Catering Vargas, Ministerio de Turismo y a los Medios de Comunicación que siempre nos apoyan.

Asimismo agradeció a sus invitados de honor José Eliseo y Luisa Rivera Damirón, hijos de la Soberana Casandra Damirón, por aceptar nuestra invitación y permitirnos conjuntamente con los contertulios del Café Literario, sumarnos a las diversas actividades conmemorativas al centenario de su querida y admirada madre, que se han venido realizando desde el pasado mes de marzo.

Cómo pueden apreciar esta actividad se celebra en el marco de la exposición organizada por el Centro Cultural Perelló de obras artísticas, retratos, trajes típicos y objetos de la insigne folclorista dominicana, que engalana esta sala.

En el marco del evento participaron los cantantes líricos Frank Lendor y Ondina Matos, acompañados del pianista Irvin Paniagua. También hizo gala de su magistral voz la cantante Adalgisa Pantaleón y en la parte homenaje a la Faraona, la presentación del Ballet Folclórico de Turismo, dirigido por su director José Oscar Batista.

El acto contó con la presencia de Don Ellis Pérez, amigo muy cercano de la Soberana y el Dr. Wilson Gómez, Juez del Tribunal Constitucional, quienes fueron invitados para hablar sobre la reconocida artista, estuvieron presente familiares y amigos de la homenajeada, así como empresarios, personalidades, presidentas de Asociaciones de Mujeres Empresarias, Consejo Nacional de Mujeres, la Fundación Vida sin Violencia, amigos y amigas del Club Rotario Santo Domingo Bella Vista, así como amigos y amigas asiduos a estos encuentros.

Perfil

Altagracia Casandra Damirón Santana, mejor conocida como Casandra Damirón, nació el 12 de marzo de 1919, en la ciudad de Barahona. Era hija de Eliseo Amable Damirón (Chichí) y Alicia Santana (Malena).

Damirón, además de bailarina, se caracterizó por su melódica voz y popularizó varias canciones entre los años 1974 y 1979, entre las que figuran: “Campanitas de cristal”, “Eres todo en mi vida”, “Reina”, “Rosas para ti”, “Vida”, entre otras.

Del mismo modo, a mediados de los años 70, creó el programa de televisión de corte folklórico «Aquí Nosotros». Este programa se transmitía todos los domingos por Radio Televisión Dominicana (actual CERTV) y su objetivo era la difusión de los ritmos autóctonos dominicanos, la proyección de nuevos valores musicales y que los jóvenes aprendieran a bailar los ritmos tradicionales dominicanos.

El Senado la declaró Gloria del Arte y la Cultura Nacional

La carrera artística de Casandra comenzó a los seis años de edad en Barahona, su pueblo natal, y aprendió luego a tocar el piano y la guitarra, debutando en 1939 en el antiguo Club Antillas, de Santo Domingo, donde cantó acompañada por una orquesta dirigida por el pianista y compositor oriundo de Monte Cristi, Luis Rivera.

Casandra y Luis contrajeron matrimonio muchos años después y procrearon dos hijos, José Eliseo y Luisa Rivera Damirón que se unieron a José Andrés Moreta Damirón, hijo de un matrimonio anterior de Casandra.

Para mediados de la década del 40 Casandra se había proyectado como una artista extraordinaria en nuestro país y acompañada de Luis Rivera agotó presentaciones en Puerto Rico y en La Habana en programas de televisión y clubes nocturnos en compañía de luminarias cubanas, particularmente con Benny Moré, conocido como “El Bárbaro del Ritmo”, cotizado extraordinariamente en Cuba y México.

La verdadera y definitiva proyección de Casandra, como símbolo extraordinario de la dominicanidad, el folklore y la cultura de nuestro país, fue en 1955 cuando se presentaron espectáculos en la “Feria de la Paz y Confraternidad del Mundo Libre”, auspiciada por el gobierno dictatorial de Rafael Trujillo Molina.

En ese evento participaron los mejores artistas y grupos folklóricos de Europa y América, y Casandra se destacó porque improvisó un conjunto de bailarines dominicanos para que dieran una demostración de las danzas folklóricas, entre las cuales estaban el merengue, mangulina, el carabiné y las danzas típicas de palos, admiradas por el público y aplaudidas por todos los funcionarios. Quedó creado a partir de ese momento el grupo de “Danza Folklórica Estilizada” y designado como “Embajadores de la Cultura Dominicana”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here