- Publicidad -

SANTO DOMINGO.- El Partido Revolucionario Moderno (PRM), informó este martes la concertación de una Gran Alianza por el Cambio, limitada al Congreso y a municipios, y que estará abierta a otros partidos, al movimiento social y a personalidades de todo el país.

Un comunicado de ese partido indica que los datos fueron ofrecidos por el presidente del PRM, senador José Ignacio Paliza, en una presentación a través  de las plataformas digitales del partido y remitida a toda la prensa nacional, incluyendo canales de televisión, periódicos impresos y digitales.

Al frente de la Gran Coalición por el Cambio está Luis Abinader, cuya candidatura presidencial es apoyada no sólo por el Partido Revolucionario Moderno, sino también por el Partido Revolucionario Social Demócrata, Partido Humanista Dominicano, Dominicanos por el Cambio, Alianza por la Democracia y Frente Amplio.

Así como muchos otros movimientos políticos, sociales y ciudadanos, como la Coalición Democrática que encabeza el destacado comunicador y civilista Juan Bolívar Díaz, y otros distinguidos ciudadanos.

“Esta Gran Coalición por el Cambio continúa trabajando para lograr la más amplia integración de las fuerzas políticas y sociales que coinciden con el PRM en una clara línea de oposición al PLD”, sostuvo Paliza.

“Así, en estos momentos se discuten posibilidades de llegar a acuerdos senatoriales y municipales con otras agrupaciones partidarias, entre ellas Juntos Podemos cuyas organizaciones participantes proponen a diferentes candidatos presidenciales, y Alianza País que postula al doctor Guillermo Moreno”, agregó.

“El desmantelamiento del sistema de control absoluto que ha ejercido el Partido de la Liberación Dominicana sobre los poderes públicos es la tarea más apremiante y de mayor desafío que enfrentan las fuerzas políticas y sociales de oposición, comprometida con desplazar al PLD del poder y construir juntos un mejor destino para nuestra Nación”, especifica el documento.

A continuación texto íntegro discurso de José Paliza 

La hora actual demanda unidad y conciencia histórica de la necesidad de cambios y decisiones valientes para preservar la democracia dominicana. El profundo deterioro de la situación política, demanda esfuerzos mancomunados en la tarea de desplazar del Poder a la cúpula del PLD, que ha llenado de vergüenza e indignación a la sociedad dominicana.

El recorrido histórico de nuestra Patria nos revela, que aún en las peores circunstancias de calamidad y opresión, surgen fuerzas sociales y políticas que pese a sus diferencias ideológicas y de gestión, aúnan esfuerzos para colocar como objetivo prioritario la preservación de la institucionalidad democrática.
En estos tiempos, cuando el país ha sido testigo del mayor uso y abuso de los recursos públicos por parte del PLD, para imponer el control de los procesos electorales y favorecer a los candidatos oficialistas, que le ha permitido a la cúpula de ese Partido gobernar a su antojo y controlar de manera casi absoluta el Congreso, AHORA tiene legitima justificación la unión de las organizaciones, movimientos políticos y ciudadanos, conscientes del peligro que encierra para el futuro de la democracia el momento histórico que vivimos.

Interpretando los sentimientos y esperanzas del pueblo dominicano, el PARTIDO REVOLUCIONARIO MODERNO asume el deber patriótico de forjar una GRAN COALICION ELECTORAL POR EL CAMBIO.

Al frente de esa Gran Coalición por el cambio está LUIS ABINADER, cuya candidatura presidencial es apoyada no solo por el Partido Revolucionario Moderno, sino también por el Partido Revolucionario Social Demócrata, Partido Humanista Dominicano, Dominicanos por el Cambio, Alianza por la Democracia y Frente Amplio, así como muchos otros movimientos políticos, sociales y ciudadanos, como la Coalición Democrática que encabeza Don Juan Bolívar Díaz y otros distinguidos ciudadanos.
Se trata de una Gran Coalición basada en principios y valores innegociables, que expresan la visión y el compromiso de Luis Abinader de establecer un gobierno en favor de los derechos de los ciudadanos, que garantice un sistema de justicia independiente, impulse la generación de empleos, combata la inseguridad ciudadana, garantice servicios de salud y educación de calidad, mejore la calidad del gasto público y respete el ordenamiento institucional del país.

Esta Gran Coalición por el Cambio continúa trabajando para lograr la más amplia integración de las fuerzas políticas y sociales que coinciden con el PRM en una clara línea de oposición al PLD, así, en estos momentos se discuten posibilidades de llegar a acuerdos senatoriales y municipales con otras agrupaciones partidarias, entre ellas Juntos Podemos cuyas organizaciones participantes postulan varios candidatos presidenciales y Alianza País que postula a Guillermo Moreno.

Estos acuerdos, limitados a los niveles congresuales son necesarios para tener un Congreso plural e independiente que cumpla sus funciones como primer poder del Estado. Un Congreso en el que ningún sector pueda hacer una reforma constitucional a su antojo. Un Congreso que sirva de contrapeso democrático al Poder Ejecutivo, aunque sea el propio presidente de nuestro Partido, Luis Abinader, quien esté al frente de la administración pública.

El desmantelamiento del sistema de control absoluto que ha ejercido el Partido de la Liberación Dominicana sobre los poderes públicos es la tarea más apremiante y de mayor desafío que enfrentan las fuerzas políticas y sociales de oposición, comprometida con desplazar al PLD del poder y construir juntos un mejor destino para nuestra Nación.

En las elecciones del 1962 se hicieron alianzas con grupos diversos para instaurar la democracia. Por igual, en 1965 la táctica política acertada, liderada por José Francisco Peña Gómez, unió voluntades diversas y contradictorias para derribar al Triunvirato golpista y reponer la Constitución bajo la unidad de civiles y militares un glorioso 24 de abril. Unidad necesaria se produjo también, en la lucha contra la represión y desmanes que culminó con la victoria de Antonio Guzmán en 1978, retomando un período de libertades y avances democráticos de la nación.

Es decir, venimos de experiencias exitosas, tras la búsqueda de propósitos comunes, priorizando lo importante y esencial para unirnos en una gran concertación democrática.

Las fuerzas del CAMBIO que representa Luis Abinader y que compartimos una misma visión, sobre la necesidad de sacar del Palacio Nacional a la cúpula gobernante y recuperar la dignidad de la política en beneficio de los ciudadanos, tenemos la obligación imperiosa de unir nuestros propósitos y voluntades para hacer posible el CAMBIO.

Forjemos la unidad con principios y marchemos convencidos de que en el 2020 EL CAMBIO VA Y EL PLD SE VA.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here